Blogia
a la una pico y a las dos espuela

AGUA UN CUENTO DE NUNCA ACABAR

AGUA UN CUENTO DE NUNCA ACABAR

Venezuela tiene más de 100 embalses, los cuales se han construido para cubrir la demanda de agua potable, para las actividades propias de las industrias, para mejorar los sistemas de riego, establecer control de inundaciones, recreación y por supuesto la generación de energía hidroeléctrica. Los estados orientales Sucre, Monagas y Nueva Esparta reciben agua de los embalses; Clavellinos, El Pilar, Turimiquire, Guamo, Guatamare, La Asunción, San Juan Bautista, San Francisco de Macanao, San Antonio.

El vital líquido para la ciudad de Carúpano, Municipio Bermúdez del Edo. Sucre, se recibe a través del trasiego que se realiza por el sistema llamado el CARUPANERO, el cual, llega hasta un par de enormes tanques, denominados LOS MOROCHOS, para almacenar el agua y desde ese punto distribuirla a las 05 parroquias que conforman el Municipio. Dicho sistema se origina en un embalse llamado CLAVELLINO (Presa Ing. Rafael Vega León), que se encuentra ubicado en otro Municipio llamado Ribero, específicamente a 17 Kms al sur-oeste de Cariaco,. Construida en 1966 con una superficie de 1.050 Hectáreas y con capacidad de 131 millones de m3 de agua para abastecer a parte del estado Sucre, a las islas Coche y Margarita y por supuesto el sistema de regadío, segun la información que reposa en el Ministerio del Poder Popular para el Ambiente.

El sistema EL CARUPANERO se diseñó con tubería de 42 pulgadas, instalada a lo largo de 72 Kms (Clavellinos-Carúpano) para bombear aproximadamente unos 1.250 litros de agua por segundo, cantidad requerida para la ciudad de Carúpano con sus aproximadamente 220.000 habitantes.

La realidad del caso es que la mayoría de los litros de agua no llegan a los tanques de almacenamiento, hasta tal punto que las autoridades calculan, que algunos días, de los 1.250 lts solo llegan aproximadamente unos 188 litros (15%) y otros días la mitad (49%), ya que, a lo largo del trayecto entre  el embalse y los tanques de almacenamiento, se encuentran varias comunidades que se pegan a la tubería, para abastecerse, mermando el volumen de ella. Esto se traduce en que llegan a LOS MOROCHOS solamente unos 7 millones de litros de los 60 millones de litros que deben almacenar los tanques para abastecer a toda la zona urbana de Bermúdez.

Esto es un drama, un cuento de nunca acabar. Tener la fuente hídrica en otro municipio nos hace vulnerable, no habrá forma de que a los pobladores, a lo largo de esta tubería, se les pueda impedir que realicen sus tomas de agua, por lo tanto Carúpano, que lleva 20 años padeciendo este problema y agravándose con el transcurrir del tiempo, no podrá superarlo si sigue conectado a este sistema de trasiego. Hay que buscar fuentes de agua dentro de los linderos del Municipio.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres